Cómo comer de forma saludable

Escoge los carbohidratos adecuados. Los carbohidratos simples (como el azúcar y la harina) son absorbidos rápidamente por el sistema digestivo. Esto provoca una especie de sobrecarga de carbohidratos, y tu cuerpo libera grandes cantidad de insulina para combatir el exceso. Come los carbohidratos con moderación. Carbohidratos complejos. Por otro lado, el cuerpo digiere lentamente los carbohidratos complejos. Éstos incluyen la harina de grano entero, los vegetales, las avenas y los granos no procesados como el arroz integral. Estos alimentos por lo general tienen un alto contenido en vitaminas y otros nutrientes beneficiosos para tu cuerpo, también tienen un alto contenido de fibra (la cual mantiene tu sistema digestivo funcionando correctamente).
  • Considera comer verduras de hojas verdes como la col rizada, la col verde, las hojas de mostaza y la acelga. Están llenas de nutrientes que recargarán tu energía de inmediato. Le puedes agregar un condimento simple con aceite de oliva, ajo, un poco de sal y pimienta, y ya tienes una comida muy nutritiva y bastante sabrosa.

Come pan integral (marrón) en lugar del pan blanco, y la pasta de trigo integral en lugar de la pasta "normal". Es más difícil extraer los nutrientes de los carbohidratos procesados como los que se encuentran en el pan blanco, y es por esto que constituyen calorías vacías.

Come alimentos sin grasa (o magros), es decir proteína. Apunta a obtener entre el 10% y el 35% de tus calorías diarias de la proteína.[1] La proteína ayuda a construir músculos y te da la energía necesaria a lo largo del día. Algunos ejemplos de proteínas sanas incluyen:
  • El pescado magro como la platija, el lenguado, el bacalao, la lubina, la perca, y el fletán.
Share on Google Plus

About ARGEy.Proux